Lic. Mariana Roca

 

Las lesiones de origen postural, son lesiones por uso excesivo que, a diferencia de las lesiones agudas, no tienen un traumatismo desencadenante bien definido, son el resultado de una carga excesiva durante cierto tiempo. Entender el mecanismo que produjo la lesión hace posible el tratamiento causal. Estas lesiones representan un desafío para el diagnóstico ya que el dolor que se origina en una zona específica puede desencadenar un dolor secundario en otra zona a distancia.

Existen distintas formas de rodillas, cuando estas se desvían van más allá de los límites normales y pueden modificar la posición de la pelvis, alterar los componentes articulares de la rodilla, causar asimetrías en el aparato locomotor (produciendo escoliosis y generando artrosis por un desgaste en zonas de mayor compresión) y debilitar la musculatura cercana a la articulación con la consecuente fatiga en la bipedestación.

Teniendo en cuenta el movimiento en conjunto de los miembros inferiores, a la hora de examinar la rodilla se debería analizar también a sus articulaciones vecinas: cadera y tobillo como principales compensadores.

 

¿Cuáles son los distintos tipos de rodilla?

Genu valgo: es el desplazamientode la rodilla formando un ángulo abierto hacia afuera entre fémur y tibia. Esto conlleva una sobrecarga del menisco externo.

Genu varo: las rodillas se alejan del eje medio del cuerpo quedando “arqueadas”. Habrá una sobrecarga del menisco interno.

 

 

Genu recurvatum: en el vemos una hiperextensión anormal de rodilla. Aumenta la actividad del recto anterior del cuádriceps que lleva a la rótula a una posición más alta de lo normal, al no quedar suficientemente ajustada en la tróclea femoral, se suma una inestabilidad lateral a la hiperextensión.

Genu flexo: Es una deformidad de la rodilla en la cual la articulación se encuentra de forma permanente en flexión. Aquí la cadena muscular de flexión es quien se encuentra sobreprogramada. Aumenta la tensión en la parte anterior de la articulación, la rótula y las terminaciones del cuádriceps quedan sometidas a fuertes presiones que pueden llevar  a tendinopatías rotulianas y a deterioros en el cartílago rotuliano. Los músculos isquiotibiales sufren contracturas y distensiones por tolerar con dificultad movimientos rápidos en extensión.

 

 

¿Cuándo se lesiona el ligamento cruzado anterior?

El varo de rodillas se ve favorecido en deportistas porque favorecen naturalmente la cadena muscular de apertura, y de aquí deriva la frecuencia de lesiones del ligamento cruzado anterior al final de un partido en un movimiento de flexión y rotación.

Se ha observado una disminución del rango de movimiento de la cadera en pacientes con lesión de ligamento cruzado anterior, principalmente a expensas de la rotación interna en deportistas recreacionales. Aparentemente esto ocurre en ambos miembros inferiores por lo que es razonable pensar en causas constitucionales más que adquiridas. Una de esas causas constitucionales es un recurvatum de rodilla mayor a 10°.

 

Conclusión

Debemos focalizarnos en determinar los factores de riesgo para implementar planes de prevención de lesiones, reeducando a partir del equilibrio de cargas sobre ambas rodillas para aumentar la resistencia en posición de pie y reeducar la marcha.

Ya que no hay una lesión idéntica a otra, la evaluación, diagnóstico y tratamiento  deberán tener en cuenta la situación general de la persona.

Para lograr una reeducación, habrá que tener en cuenta  la propiocepción y la integración de las correcciones posturales  al gesto deportivo según cada actividad.

Bibliografía

  • Dr. Jorge Chahla, Dr. Damián Arroquy, Dr. Gonzalo Perez Herrera, Dra. Belén Orlowski, Dr. Jorge Guiñazu, Dr. Martín Carboni, Dr. Tomás Vilaseca Lesión del Ligamento Cruzado Anterior: ¿Es la disminución de la movilidad de la cadera un factor predisponente? Artroscopia 2014,  | Vol. 21, Nº 4 : 121-123 
  • Tainaka, K., T. Takizawa, H. Kobayashi, and M. Umimura, Limited hip rotation and non-contact anterior cruciate ligament injury: A case-control study. Knee, 2014. 21(1): p. 86-90.
  • Busquet, Leopold. (2004). Las cadenas musculares tomo IV. Barcelona: Ed. Paidoribo
  • Souchard, Philippe Emmanuel. (1980). El metodo del campo cerrado – Enfoque somato-Psiquico. Bilbao «Instituto de terapias globales». 2° Edicion

Lic. Ana De La Cruz

Es común observar que la sociedad en general desconoce aspectos relacionados con esta dolencia que afecta a tantas personas, como así también, las herramientas de que dispone para transitarla con menor padecimiento.

Con este artículo nos proponemos modificar esa realidad, poniendo a su disposición información útil sobre la escoliosis y su tratamiento desde el abordaje del Método RPG (Reeducación Postural Global).

 

¿Qué es la escoliosis?

La escoliosis es una deformación morfológica de la columna vertebral.

Algunos autores la describen como una alteración tridimensional, debido a que las vértebras se lateralizan, rotan y posteroflexionan.

Desde RPG se añade un componente más: la compresión.

De manera tal que debería definirse como una alteración cuatriplanar de la columna vertebral, en la que las vértebras no solo se lateralizan, rotan y posteroflexionan, sino que, además, sufren una compresión causada por la acción de la fuerza de gravedad y por nuestras propias tensiones musculares. (1)

 

Función de la columna

Ahora bien, ¿Por qué en lugar de tener vertebras articuladas no tenemos un gran hueso que nos sostenga parados y listo? Porque justamente, la función de nuestra columna es facilitarnos, amortiguar y permitir movimientos integrados de nuestro cuerpo.

 

Nuestra columna vertebral nos sostiene en una posición mientras realizamos un movimiento. Músculos y articulaciones deben, a la vez, sostenerla y moverla.

Los músculos de la estática como los paravertebrales aseguran la dinámica (movimiento) por su contracción y a su vez la estabilizan (sostienen en posición) por su actividad tónica y su resistencia fibroelástica.

El ser humano está en una continua búsqueda y adaptación del equilibrio. Nuestro cuerpo no es simétrico, lo que lleva a afirmar que es imposible encontrar una columna vertebral perfecta. Si el equilibrio está asegurado a partir del momento en que la línea de la gravedad cae en el medio del polígono de sustentación, entonces se trata de una suma de desequilibrios.

 

Gracias a la aplicación de conceptos biomecánicos, RPG intenta comprender y tratar la escoliosis. Las observaciones más importantes que debemos tener en cuenta son:

  • Más allá de su forma e importancia, la escoliosis continúa garantizando la posición erguida y respeta automáticamente el equilibrio general del cuerpo.
  • Los músculos espinales presentan siempre un estado de retracción fuerte.
  • A excepción de la escoliosis antálgica, la escoliosis no constituye una lesión. Todas las vertebras tienen libertad de movimiento. Se trata de una deformación morfológica de carácter macroscópico.
  • Las escoliosis en niños y adolescentes son indoloras.

 

Esto nos lleva a concluir en las TRES CLAVES planteadas por Ph. Souchard:

  • El raquis escoliótico no puede disociarse de fenómenos fisiopatológicos de la musculatura estática que, por si sola, puede garantizar el mantenimiento de su equilibrio en torsión.
  • Cualquiera sea la causa de la escoliosis, su instalación y su fijación están ligadas a una retracción asimétrica de los músculos espinales.
  • La escoliosis es una patología de adaptación que responde a las reglas de los mecanismos automáticos de adaptación o de defensa. (1)

 

¿Qué hacemos si tenemos escoliosis?

La escoliosis es generalmente un desequilibrio o alteración de la columna de origen idiopático, esto significa que no se sabe muy bien qué es lo que la genera, y usualmente se da en una edad temprana y nos acompaña toda nuestra vida. Ahora bien, qué podemos hacer?

Desde el punto de vista de RPG, intentamos educar al paciente, no importa la edad del mismo. Que sepa que el cuidado en la elongación y rotaciones de la columna es algo a lo que debe prestarle atención durante toda su vida.

En edad temprana, los resultados realizando relajación de los músculos paravertebrales, elongación y desrotación de la columna de manera sostenida, ayudado por un profesional, son excelentes, evitando un aumento en la cantidad de grados de rotación, y a veces hasta disminuyéndolos.

Los adultos jóvenes, son los que suelen comenzar con molestias, es clave comenzar un tratamiento para evitar que esas molestias generen compensaciones, que después deriven en  lesiones en la columna más complicadas, como por ejemplo una hernia.

En el adulto y el adulto mayor, el tratamiento será recuperar flexibilidad de columna, disminuir síntomas, y reeducar el cuerpo en general a las adaptaciones.

No importa la edad, el sexo, los años de inactividad ni de haber hecho oídos sordos a los síntomas! Siempre se puede hacer algo, algún cambio, para cortar con el círculo vicioso de dolores y adaptaciones, y sobrellevar la escoliosis de una forma más ¡feliz!

 

Bibliografia

(1)  Escoliosis: su tratamiento en fisioterapia y ortopedia / PhilippeSouchard, Marc Ollier. –Madrid: Médica Panamericana [2002]